Después de algunos días de tener abandonado el blog, decidí que hoy sería bueno contarles sobre la percepción que tengo cuando leo varios libros del mismo escritor. Y lo voy a hacer, porque siento que tengo un bloqueo para escribir sobre la historia que actualmente estoy leyendo y que me tiene sin ánimos de continuarla.  

Existen varias cosas que atrapan a un lector, redacción, coherencia en la historia, que la trama principal no se pierda, los personajes, que uno sienta afinidad hacia algunos de los personajes (sin importar el género literario) y que esa afinidad se mantenga hasta llegar al final.

He leído varios libros de la famosa autora Nora Roberts y casi todos tienen un patrón en los personajes que al principio resulta interesante, pero luego se hace aburrido.

La mayoría de sus protagonistas son, mujeres emprendedoras y completamente independientes, que en algún momento de la historia se vuelven conflictivas.

Les voy a poner un ejemplo fácil del libro que me estoy leyendo “El Bosque de Hollow”. Hay una escena en la que Layla decide acostarse con Fox y se lo comunica. Fox, que deseaba que eso ocurriera desde casi al inicio del libro, decide darle a Layla una “noche especial”.

Hasta ahí vamos bien. El asunto se complicó cuando Layla regresó a su casa y sus amigas le preguntaron qué tal le fue en la noche y luego intentaron investigar si ella sabía algo de la teoría de Fox para matar al demonio que él, junto con sus dos amigos de la infancia Caleb y Gage liberaron cuando eran niños.

Eso para Layla fue como si la hubiesen traicionado, pasó todo el día en la oficina (porque además es la secretaria de Fox) esperando el momento adecuado para exigirle una explicación. Durante la hora de almuerzo, va a la oficina de él y luego de conversar varios asuntos ella le dice:

“—Quinn me dijo que se suponía que anoche te ibas a reunir con Cal y Gage porque querías hablarles sobre una teoría que se te ocurrió.

—Sí, pero después me hicieron una proposición mejor, así que… ¿Te molesta?

—No sé. Depende. Pero ciertamente me desconcierta que tuvieras una idea que te parecía que valía la pena discutir con tus amigos hombres y no la comentaras conmigo.

—La habría discutido contigo, pero anoche estaba disfrutando de los mutuos orgasmos múltiples que nos proporcionamos.”

Después de una respuesta así, yo me quedaría muda, abriría una lata de Coca-Cola tomaría un sorbo y mientras, pensaría que soy la mujer más estúpida del universo por comportarme de esa forma. Luego, le diría que está en lo cierto y que merece una disculpa.

Layla decidió enfrascarse un poco más en el tema, hasta que Fox se molestó, con toda razón.

Y con un ejemplo como este puedo decir, que una historia que prometía mucho en el primer libro, se está volviendo muy aburrida porque no encuentro una conexión con Layla y cada acción que ella realiza me parece más de lo mismo. Sin contar que la historia en sí, las apariciones del Demonio y sus ataques, han perdido el encanto y el suspenso que generaban.

Todavía me quedan por lo menos 200 páginas por leer antes de poder dar las palabras finales y un libro más “La Piedra Pagana”, que sería el final de esta trilogía y que ojalá me anime a leer.


¡Hasta la próxima!

Read More

Las mujeres, cuando leemos, tendemos a justificar cualquier acción de nuestro héroe por muy mala que sea. Si mata a alguien, decimos que era justo porque si no, lo mataban a él o a su amada y además, apoyamos la forma violenta en la que se defendió sin importar si su oponente sufrió o no, más bien decimos: ¡Se lo merecía!  
Al parecer, nos encanta el tipo misterioso, casi inmortal, terriblemente GUAPO, romántico, atento. Casi siempre estos hombres son más millonarios que Bill Gates y Donald Trump juntos, y tienen trabajos sospechosos que terminan siendo ilegales. Ese es el prototipo del héroe que nos encanta de los libros. Jamás tendríamos un hombre así en la vida real. Dejaría de convertirse en HÉROE para ser MALEANTE o NARCOTRAFICANTE y ASESINO. Y jamás, sería romántico, al contrario, sería un tipo controlador y abusivo.
Los héroes de la saga de la que les hablaré a continuación son así, hombres agresivos, autosuficientes, reservados, viven apartados de los humanos y son muy respetados dentro de su sociedad. Poseen una inmensa fuerza física y mental, también, una enorme capacidad para curarse de sus heridas con rapidez.
Pero cuando estos guerreros se enamoran, son capaces usar palabras como: Shellan (término usado para llamar a la mujer de la que se enamoran) y Leelan (término cariñoso que podría significar 'Te amo') enfrente de quien sea. ¡Díganme si no es la combinación perfecta!
La Hermandad de la Daga Negra, es una saga conformada por varios libros. Cada libro, narra la historia de sus integrantes por separado.
Los integrantes de la hermandad son vampiros guerreros, entrenados para proteger su especie de la Sociedad Restrictiva. Dicha sociedad, es una orden de caza vampiros gobernados por el Omega.
Los vampiros de estos libros son completamente diferentes a los que uno estaba acostumbrado. Nacen como humanos y a los 25 años se genera la Transición, el cambio para convertirse en vampiro. Después de eso no podrán exponerse a la luz del sol y deberán alimentarse regularmente con sangre para sobrevivir. No convierten a los humanos y tampoco les gusta alimentarse de ellos, porque su sangre no les aporta la fuerza necesaria. La sangre útil para mantenerlos con fuerza, es la del sexo opuesto dentro de su misma especie.
El primer libro, Amante Oscuro, cuenta la vida de Wrath a quien llaman el Rey ciego. Es un poco extraño leer sobre un vampiro que este casi ciego, pero así es, antes de sufrir el cambio, Wrath tenía problemas con su visión. Usa gafas de sol muy oscuras para que no noten su defecto y mezcla su olfato con su instinto para usarlo como “bastón”.
La hija de Darius (guerrero de la hermandad), Beth, es una reportera que está a punto de cumplir 25 años. Es una Mestiza (su madre era humana) y es muy probable que no sobreviva al cambio de humana a vampira. Darius sabe que existe una posibilidad de que su hija pase la Transición con éxito, y eso solo ocurriría si Wrath la alimentara con su sangre durante el cambio. La sangre de Wrath es la más pura de todos los guerreros.
Por supuesto, Wrath se niega, pero luego de ciertos acontecimientos decide 'a regaña dientes' ayudar a la chica durante la Transición... cosa que desencadena entre ellos romance y mucha pasión.
Es un libro que no puedes racionar su lectura. Sencillamente tienes que devorarlo porque necesitas saber qué más ocurre. 
Poco a poco les iré contando más de estos maravillosos guerreros que ponen a sus lectoras de cabeza con sus encantos.

¡Hasta la Próxima!
Read More
            
Les voy a contar de una Saga para adolescentes que está entre mis favoritas: Cazadores de Sombras; y la historia se reparte en tres libros: Ciudad de Hueso, Ciudad de Ceniza y Ciudad de Cristal, en ese orden específico y próximamente, podremos disfrutar de la continuación Ciudad de los Ángeles Caídos.

La sinopsis del libro 1 dice:
En el Pandemónium, la discoteca de moda en Nueva York, Clary sigue a un atractivo chico de pelo azul hasta que presencia su muerte a manos de tres jóvenes cubiertos con extraños tatuajes.
Desde esa noche, su destino se une al de esos tres cazadores de sombras, guerreros dedicados a liberar a la tierra de demonios y, sobre todo, al de Jace, un chico con aspecto de ángel y tendencia a actuar como un idiota…

Los Cazadores de Sombras, son una raza creada mediante una mezcla de sangre entre el ángel Raziel y un humano para luchar en la tierra contra los demonios.
Se podrán imaginar de qué va la historia si la discoteca de moda se llama Pandemónium y existe una copa con la cual se pueden crear cazadores de sombras. Por supuesto, quien tenga la copa, junto con otros elementos, podrá invocar al Ángel Raziel y será capaz de crear un nuevo batallón.  
Jace; Alex y su hermana Isabelle; Simon, el mejor amigo de Clary y el cual sufre terribles consecuencias por seguirle los pasos a ella; Luke quien es como un padre para Clary, y el simpático Magnus Bane ayudaran a Clary a salvar a su madre de las garras de Valentine.
Odié a Valentine, por supuesto, ya entenderán la razón de tanto odio cuando lean la historia... y casi con la misma intensidad que lo odié a él, amé a Jace. Todavia suspiro por Jace y más cuando me enteré de que Alex Pettyfer interpretaría ese personaje en la película que están filmando actualmente. Alex es el Jace perfecto :)
Cazadores de sombras, vampiros, hombres lobos, hadas, hechizos llamados “glamour”, runas con diferentes propósitos que los cazadores se tatuaban en la piel mediante una estela, le dan vida a una historia realmente emocionante, en donde la fantasía y la realidad se mezclan en la imaginación del lector, creando un mundo que me encantaría que existiera en la realidad.

¡Hasta la próxima!
Read More